Consolida Gali presencia

El exgobernador de Puebla, Tony Gali alcanzó lo que trascendió como una posibilidad la semana pasada: representar a la Alianza Smart Latam.

Ayer, en Barcelona, España, Tony Gali fue nombrado de Consejero Honorario y Embajador de la Alianza Smart Latam “para llevar a cabo las tareas de difusión y promoción de la misma en todo el territorio latinoamericano”.

El cargo es honorario pero representa un gran escaparate para el futuro. Y el futuro se construye hoy con las acciones de ayer, claro está.

Tony Gali es un factor de poder que ha estado presente desde hace por lo menos 30 años en el servicio público federal, en el sector privado, en las familias que han tomado las decisiones empresariales y políticas del estado.

Ha tenido profundas vinculaciones no sólo en Puebla sino con los poderes de facto del país.

Una muy estrecha relación logró por ejemplo, con el gabinete de Enrique Peña Nieto y con el propio expresidente.

El estatus alcanzado por Tony ha sido revelador sobre todo porque los gobernadores habitualmente una vez que dejan de serlo, pasan un buen rato en el olvido, en el destierro o simplemente en la banca.

No es el caso.

Por eso es importante que en el contexto del Mobile World Congress 2019 en Barcelona, los integrantes de la Alianza Smart Latam: Ricard Zapatero, CEO de Fira Barcelona Internacional; Pilar Conesa, Curadora del Smart City Expo Latam Congress y Manuel Redondo, Presidente de Fira Barcelona México, hayan designado a Tony Gali para este cargo que no le significa remuneración alguna. Escaparate relevante y sobre todo de cara al futuro.

Desde los corrillos:

Lalo Rivera espera paciente.

Erick Becerra

Y ya que hablamos del futuro, puedo decirle también que Lalo Rivera espera paciente la decisión del PAN. Del PAN de Puebla y del PAN nacional (cuyo presidente Marko Cortés brilla por su ausencia).

Lo que decida Lalo, quien es el mejor posicionado de los panistas de cara a la competencia electoral del 2 de junio, bien podría esperar a la siguiente y mantener un alto posicionamiento entre el público.

Porque Lalo no nació siendo alcalde. Al revés. Su vida política en el PAN está marcada más por las luchas en desventaja y la búsqueda del poder en tiempos de Bartlett, del presidencialismo priista y de la escasez económica del PAN.

Pero eso sí, sus fortalezas le acompañan desde entonces: sencillez, cercanía con la gente y una profunda pasión por la política.

Si Lalo se descarta para esta elección, no dude usted que seguirá haciendo lo suyo, política, mucha, y mantendrá las relaciones que tiene con trinios y troyanos que lo hacen caer siempre de pie.

Gracias y nos leemos el viernes.

Twitter: @erickbecerra1

face: @erickbecerramx

Deja un comentario